spot_img

Visita Civitatis a Auschwitz-Birkenau: todo lo que necesitas saber


Si te gusta, comparte 🙂

Auschwitz: solo el nombre asusta. A estas alturas de la película, ya tendrás una idea de las atrocidades que los nazís aquí cometieron.

Quizás te estés preguntando si ir a visitarlo o no. Nosotros no podemos describir con palabras lo interesante que nos pareció y, aunque una mezcla constante de pena y rabia se apoderará de ti durante todo el tour, te lo recomendamos al 100%.

¿Por qué hacer la visita a Auschwitz de Civitatis?

Nosotros llevamos años haciendo tours con Civitatis y desde 2023 colaboramos con ellos como El Mejor Blog de Viajes.

Nunca hemos tenido problemas con la organización, ni cancelaciones ni nada parecido. Diría que hemos salido satisfechos del 90% de visitas y, si no ha sido así, ha tenido más que ver con la calidad de los guías (que pertenecen a segundas empresas) que por la propia Civitatis.

En Polonia, y concretamente en Cracovia, Civitatis es de largo la agencia más consolidada. Por ejemplo, cuando hicimos el free tour por Cracovia, el guía nos dijo que al menos 4 de cada 5 clientes los conseguía con Civitatis.

Aquí el enlace al Free Tour de Cracovia de Civitatis.

Y en cuanto a la visita a Auschwitz-Birkenau, no cabe de que es la agencia con más experiencia y demanda. Basta con que busquéis en Google y lo comprobaréis por vosotr@s mism@s. Además, tiene casi 20000 reseñas y una valoración de 8,7 sobre 10.

También podéis ir por libre, pero nosotros no lo hicimos y no manejamos suficiente información como para recomendártelo.

Cómo reservar tu visita a Auschwitz-Birkenau

  • Lo primero es entrar a la web de Civitatis y ver la disponibilidad. Para eso pincha aquí. Es conveniente que miréis con antelación. Nosotros accedimos un jueves con la idea de hacerla el domingo y ya no había, así que tuvimos que retrasar nuestra estadía en Cracovia para hacerla el lunes.
  • Lee todas las condiciones, que se resumen en: la reserva es solo reembolsable si se cancela con al menos cuatro días de antelación, no se permite llevar comida y no es una excursión apropiada para personas en sillas de ruedas.
  • Reserva y paga con antelación. Una vez completada, te llegará un email de Civitatis confirmando la plaza. Además, recibirás un segundo correo de recordatorio el día anterior al tour, para que no se te olvide.

Precios

Estos son los precios de los boletos para hacer el tour de Auschwitz con Civitatis:

  • Adultos: 50,2 euros (no reembolsable) y 58,5 reembolsable.
  • Niños de 5 a 15 años: 46 euros (no reembolsable) y 54,3 euros reembolsable.

Horarios

  • La visita se hace todos los días en dos horarios: 7 ó 10:45.

¿Dónde es el punto de encuentro?

La visita empieza en el centro de Cracovia, concretamente en esta dirección: Plaza de Matejko 2.

Para que no te pierdas, te dejamos el mapa con el punto exacto donde espera el autobús.

A continuación, empezamos con el spoiler: deja de leer si no quieres saber cómo transcurre la visita y descubre aquí otra actividad top para hacer en Cracovia.

Comienza la visita Civitatis al campo de concrentración de Auschwitz

La compañía indica que hay que llegar con 15 minutos de antelación. Una vez en el lugar de quedada, la encargada pasa lista y entrega la entrada al campo y una pegatina a cada uno de los asistentes. Las recoges y subes al bus.

La duración del trayecto depende del tráfico, pero suele estar entre 1 hora y 1 hora y media. La guía te cuenta cómo será la visita y te deja el resto del trayecto con una película documental sobre el campo de concentración.

Nos consta que la mayoría de asistentes, en nuestro viaje, prefirieron dormir. Se estaba calentito en el bus, todos habíamos madrugado y la película, aunque con subtítulos en inglés, apenas se escuchaba (y en nuestro caso, incluso, poco se veía porque nos quedaba el monitor bastante lejos).

Llegamos a nuestro destino. Nos desperezamos, bajamos y estamos listos para ver y conocer el histórico escenario.

Letrero de Arbeit Macht Frei en el campo de concentración de Auschwitz-Birkenau

¿Qué necesitas para el tour?

Llegada a la puerta, la guía del bus termina momentáneamente su participación dividiéndonos en dos grupos y asignándonos a cada grupo un monitor del propio campo de concentración.

A nosotros nos tocó Óscar. Supervisó nuestro acceso y, una vez dentro, nos pidió que cogiéramos una petaca y unos auriculares que allí había dispuestos.

Eso es todo lo que vas a necesitar para el tour. Te los pones, regulas el sonido, y escucharás perfectamente al guía durante el recorrido.

La visita al campo de concentración y exterminio de Auschwitz-Birkenau

El tour se divide en dos partes bien diferentes:

  • Campo de Auschwitz: Alrededor de 2 horas.
  • Campo de Birkenau: Alrededor de 1 hora.

Una es mucho más interesante que la otra, al menos a nuestro juicio. Vamos con todo ello.

El campo de Auschwitz I

La visita guiada comienza en el campo número I.

Primero empiezas caminando al aire libre por un pasillo en el que por la megafonía se leen los nombres de ciudadanos húngaros que allí fueron asesinados. Es recomendable, claro, que en este primer paseo te quites los cascos y los escuches.

Tras este espeluznante comienzo, ya ves los primeros barracones. Todavía hay que caminar unos 10 minutos hasta entrar en el primero, pero empiezas a sentir que lo que vas a ver no te va a gustar. El guía te va contando la historia, estad muy atentos porque no tiene desperdicio.

Entras en varios de los edificios, destacando por lo que verás en ellos, los siguientes:

  • Bloque 4: Fotos de cómo llegaban los prisioneros en tren, de las inspecciones médicas a las que estaban sometidos y de su selección; maquetas y fotos de los crematorios y las cámaras de gas; botes de Cyclon B e incluso el pelo de 40000 reclusos asesinados.
  • Bloque 5: Gafas de alambre, mantas, cuchillas, utensilios de cocina, maletas y más de 50000 pares de zapatos.
  • Bloque 7: Baños y habitaciones con camas y literas; así como fotografías de algunos de los prisioneros que por ese barracón pasaron.
  • Bloque 11: Conocido como el Bloque de la Muerte. Habitaciones y baños, celdas para quienes intentaban escaparse e iban a ser ejecutados.

Además, la visita al campo de Auschwitz concluye con dos lugares espeluznantes:

  • El Paredón de la Muerte.
  • Cámaras de gas y crematorio.

Aquí algunas fotos que tomamos en esta primera parte de la excursión.

Vallas en el campo de concentración de Auschwitz-Birkenau

Muro de fusilamientos en el campo de concentración de Auschwitz-Birkenau

Retratos de prisioneros en el campo de concentración de Auschwitz-Birkenau

Bolsos y maletas requisadas en el campo de concentración de Auschwitz-Birkenau

Al salir, dispones de unos 15 minutos para ir al baño o comprar algo en las máquinas expendedoras.

El campo de Birkenau II

El segundo de los campos se encuentra a unos 10-15 minutos en bus.

Ésta apenas dura una hora y transcurre a la intemperie casi en su totalidad. Aquí verás:

  • Las vías del tren por donde llegaban los prisioneros.
  • Un vagón de tren.
  • Ruinas de los crematorios y las cámaras de gas de cuando fueron demolidas.
  • Barracón de las mujeres: con las camas, los baños y las duchas.

Te invitamos a ver las fotografías que tomamos del campo 2: Auschwitz-Birkenau II.

Entrada y vía del tren en el campo de concentración de Auschwitz-Birkenau

Vagón de tren en el campo de concentración de Auschwitz-Birkenau

Nuestra opinión sobre el Tour de Civitatis: Auschwitz-Birkenau

La visita nos gustó, nos pareció muy interesante y recomendamos que la hagas si tienes la oportunidad.

Pero vamos a profundizar en nuestra reseña para que te sea lo más útil posible.

¿Qué fue lo que más nos gustó?

  • Se ven cosas que de verdad impresionan, sobre todo en el primer campo, pudiendo hacerte una idea de cómo se sucedían allí los días durante la Segunda Guerra Mundial.
  • El relato es muy interesante. Durante unas 3 horas tienes a un experto hablando para ti y le puedes preguntar cualquier duda. Esa información, además en español, difícilmente sería accesible yendo por libre.
  • Está organizado. Aunque no somos muy fans de la organización en general, en este caso se agradece el no tener que estar pendiente de cuándo pasa el bus, de cómo moverte de un campo a otro o incluso de los horarios. Es llegar a la hora de quedada y dejarte llevar durante toda la excursión.
  • No nos pareció demasiado cara. Tenemos en cuenta que el autobús hace unos 150 kilómetros, que tuvimos una guía para los trayectos y otro dentro de Auschwitz, que incluye el préstamo de los auriculares y, sobre todo, que es un lugar tan importante que nunca te va a parecer que has tirado el dinero.

¿Y lo que menos nos gustó?

  • La rapidez con la que transcurre la visita, sobre todo en su primera parte. Entendemos que son normas del propio campo y que antes y después van y vienen más grupos, pero echamos de menos poder detenernos en aquellos puntos que más nos impresionaron e incluso poso para poder digerir lo que estábamos viendo. Esta crítica es común a más asistentes, como hemos podido comprobar en las reseñas de la propia página de Civitatis.
  • El frío y la lluvia. Esto, claro, no es responsabilidad de Civitatis. A nosotros nos hizo un día horrible y quizás yendo por libre hubiéramos buscado cobijo cuando las trombas de agua eran mayores. Esto, al ser una visita guiada, no es posible.

Camas en el campo de concentración de Auschwitz-Birkenau

Los consejos que te damos

¿Estás convencid@? Bien, por último te vamos a dar unos consejos que creemos que te pueden servir de ayuda en tu tour por Auschwitz:

  • Respeta los lugares donde no se pueden tomar fotos ni vídeos. El guía te indicará cuáles son. Estos lugares merecen el máximo respeto y estamos seguros de que lo tendrás en cuenta.
  • Lleva algún snack y una botella de agua. Es una excursión larga, y aunque hay máquinas expendedoras, un bar y un restaurante, los ritmos son ajustados y conviene estar provisto.
  • Aprovecha los dos descansos antes y al acabar la primera visita para ir al baño. Los verás claramente frente a la entrada del campo. No hay baño en el autobús y en el segundo de los campos son de pago.
  • No te alejes demasiado del guía. El sonido es bueno si te mantienes a poca distancia, pero si te alejas dejarás de escucharlo. Nos pasó un par de veces y tuvimos que apurarnos para no perder la señal.


Si te gusta, comparte 🙂
Diego Martínez Montero
Diego Martínez Monterohttps://elmejorblogdeviajes.com
Periodista con más de 15 años de experiencia y viajero compulsivo de afición. Ahora mismo estoy ya planeando nuestro próximo destino. Te lo cuento todo en https://elmejorblogdeviajes.com/

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Cómo ir de Varsovia a Cracovia (y viceversa) en 2024: ¿Tren, bus, avión o coche?

Te detallamos las rutas, horarios y precios de los medios de transporte que conectan estas dos grandes ciudades polacas. Hace unas semanas os respondíamos la...

¿Varsovia o Cracovia? La respuesta definitiva para que elijas bien

Comparamos las dos ciudades más importantes de Polonia. Descubre cuál es la ganadora y planifica tu viaje. Solo tienes unos días en Polonia y tienes...

Dónde comer en Cracovia: los 3 restaurantes a los que tienes que ir y más

Prueba la comida y bebida típica de esta ciudad en estos sitios y no te arrepentirás Roberto, nuestro guía en Cracovia, incidió durante el Free...

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Advertisement -spot_img

ÚLTIMOS ARTÍCULOS